martes, 29 de abril de 2014

Vivir de las Rentas e Invertir en Rentas Futuras

Compartir
En la vida, más en tiempos de crisis, es importante ir acumulando capital, activos tangibles e intelectuales y rentas:  profesiones y activos generadores de ingresos periódicos recurrerentes, en el presente o futuros. 

Dicho esto, veamos las distintas formas en que podemos enfocar la acumulación de riqueza en forma de activos y rentas desde un punto de vista práctico.

Activos Intelectuales, Capacidades y NETWORKING | Gestión del Conocimiento y Explotación de la obtención de RENTAS DEL TRABAJO

En la situación laboral actual muchos profesional no ejecutivos, como también los ejecutivos en ciertos casos -nuevos ejecutivos y mandos intermedios-, han  visto cortadas en cierta medida sus progresiones de categoría profesional, las progresiones salariales esperadas según las costumbres de promoción que hasta 2007 se venían produciendo habitualmente salvo excepciones, pasando luego a ser las excepciones los casos de promoción salarial.

Ante esto sólo cabe progresar en el nivel formativo profesional con experiencias profesionales y el conocimiento intelectual, con inversión en formación adicional, técnica, ejecutiva, emocional.. como por ejemplo la formación de posgrado adecuada a tus funciones actuales y las potenciales que puedas desempeñar a medio plazo en tu organización o en otra empresa, de mayor o menor dimensión que pueda requerir tus servicios. Es importante ser consciente de las ganancias, como de las pérdidas y riesgos de cambio hacia una empresa menos excelente, menos solvente porque lo ganado a corto puede ser inferior a los riesgos de un cambio que luego no resulte como se pudiera esperar.

Se trata de acumular opciones. Establecerse por cuenta propia y prestar servicios de valor añadido a terceros es otra alternativa a la promoción profesional que puede encontrar gracias a una determinada especialización o conocimiento profesional adquirido antes por cuenta ajena o por actividades de emprendedor.

RENTAS DE CAPITAL | Acumulación, Inversión y Reinversión en ACTIVOS FINANCIEROS E INMOBILIARIOS Generadores de RENTAS RECURRENTES y/o FUTURAS 

Puedes obtener rentas adicionales a las del trabajo, rentas recurrentes y futuras, por la acumulación de ACTIVOS FINANCIEROS que reparta retribución periodica de intereses (depósitos y cuentas bancarias), dividendos (acciones de empresas consolidadas en su sector y mercados) y cupones (de emisiones de renta fija pública o privada adquiridas), en el presente o en un futuro.


Rentas de INMUEBLES: fincas agricolas para arrendar su explotación o trabajarlas por cuenta propia, inmuebles industriales y comerciales para alquiler a empresas o pequeños negocios, inmuebles urbanos de primera residencia o destinos vacacionales en zonas urbanistica y turisticamente consolidadas respectivamente.

Aquí es muy importante que el precio de adquisición sea suficientemente ajustado para que los retornos por los ingresos de rentas, menos los gastos de asumir la propiedad (impuestos, seguros, reparaciones) sean suficientes para que asumir el riesgo como propietario arrendador resulte rentabilidad visible en un plazo de tiempo no tan largo.

Invertir en RENTAS FUTURAS: Aportaciones a planes de pensiones que retornen una renta mensual futura es otra alternativa, pero sean selectos pues si no es bueno el instrumento de inversión las bonificaciones fiscales pueden no ser suficientes.

Indirectamente, las propiedades inmobilarias, viviendas, pueden ser utilizadas para recibir una renta mensual financiera futura en forma de hipoteca inversa.

Vivir de Todo: De las Rentas, del Ahorro y del Capital

Como no todo es ahorrar o acumular patrimonio, será importante que una vez alcanzado cierto nivel de confort centre sus objetivos vitales en disfrutar personalmente y con su familia de su dinero y de estas rentas, de sus aficiones favoritas, cuidar de su salud y bienestar, y de su implicación en actividades solidarias, de voluntariado o de cooperación con los menos favorecidos en su entorno cercano y en países desfavorecidos economicamente respecto de las economías más desarrolladas e industrializadas que gozamos de estas oportunidades de acumular cierto patrimonio de seguridad. 

Porque volviendo a la filosofía del inversor inteligente, toda inversión materializada en capital debe tener una autonoma capacidad de realización mediante una futura desinversion, con la que recuperar el dinero y tiempo invertidos.

Todas estas filosofías se pueden aplicar a los negocios y a sus empresas. La explotación de una cartera de clientes puede generar unas rentas y beneficios presentes y futuros con los que conforman una actividad empresarial saneada y solvente que le permita ir más alla, ampliando, enriqueciendo y diversificando su actividad, de lo que es la mera superviviencia económica que puede exigir una coyuntura desfavorable si antes no realizaron un correcta asignación de inversiones en activos tangibles o intangiles a explotar así como en el capital humano de sus empleados o subcontratados. 

Inversión y Generación de Rentas Recurrentes en ACTIVIDADES EMPRESARIALES

Mantener un alto valor añadido que le diferencie sus actividades, una estructura financiera solvente y líquida, así como un escandallo de gastos ajustado a sus ingresos y margenes del sector/mercado es la mejor solución para facilitar su acumulación de capital propio e inversión racional en activos relacionados y no relacionados -o alternativos- generadores de rentas recurrentes adicionales a las propias del negocio base. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario!

Artículos en PORTADA