miércoles, 25 de julio de 2012

Efectos recortes 2012 compra vivienda e hipotecados

Compartir
 Artículo publicado en Fotocasa
El día que se convalidaba la aprobación de los recortes anunciados por el Gobierno para ahorrar hasta 65 mil millones de euros en 2 años, nuestra prima de riesgo hacia un máximo histórico de +579 puntos básicos frente el bono alemán, superando el nuestro la temida barrera del 7% a 10 años.
Sólo se mantendrá el IVA superreducido del 4% para VPO de régimen especial

A continuación vamos a relacionar los principales efectos y consecuencias que van a implicar esta serie de recortes presupuestarios públicos en el sector privado, para nosotros como consumidores en materia de adquisición de vivienda y para los que ya tienen una hipoteca y se desgravan por su vivienda habitual, así como a los inversores extranjeros interesados en comprar vivienda en nuestro país.



Repercusiones para compradores de vivienda en España

En materia fiscal, para compradores de vivienda nueva estos recortes van a suponer el pago de un tipo de IVA 6 puntos mayor, pues el 1 de enero de 2013 el IVA de vivienda subirá de un 4 superreducido actual al nuevo tipo reducido fijado en un 10%. Además, la imposibilidad de deducirse por las cantidades destinadas a la adquisición de vivienda habitual, que actualmente es del 15% de las cuotas hipotecarias o entregas al constructor hasta la cantidad de 9.040 euros anuales, para aquellos que compren a partir de esa fecha.

En caso de que hayas comprado una vivienda en construcción,
se amplía el plazo para acceder a la deducción para aquellas entregas que se materialicen antes del 31 de diciembre de 2013.

Sólo se mantendrá el IVA superreducido del 4% para VPO de régimen especial (para compradores con renta inferior a 2,5 veces el IPREM ponderado, equivalente a unos 19 mil euros en 2012) y la promovida por ayuntamientos y comunicadas (las menos). Las más comunes, las de régimen general y la VPO joven pasarán a pagar un IVA del 10%.

Para compra de segundas residencias y/o viviendas en la costa, el único efecto será el referente al aumento de IVA del 4 al 10%, si es vivienda nueva. Las viviendas usadas o de segunda transmisión continuarán liquidando el impuesto autonómico ITP (Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales), actualmente entre al 7 y el 8%, aunque también pudiera ser objeto de revisión al alza dentro de próximos paquetes de ajustes para el cuarto trimestre de 2012 o en el 2013.

En los factores financieros, estos recortes van a generar más desempleo y más pobreza en España, y unido a la subida del coste de financiación que obtiene nuestro país y nuestros bancos, en global se dará un nuevo apoyo a la subida de los diferenciales hipotecarios para compra de vivienda, actualmente ya por encima del +2% por termino medio en las sucursales bancarias.

Este aumento del precio del interés por encima de la referencia euribor viene de la mano a una bajada de esta referencia índice después de que el BCE (Banco Central Europeo) anunciase recientemente una bajada de un cuartillo de punto del tipo de interés oficial (hasta dejarlo en un nuevo mínimo histórico del 0,75% para los países de la zona euro.

La aversión al riesgo de los bancos resultará en préstamos más caros en diferencial y comisiones, con más vinculación requerida (contratación de productos bancarios y seguros) y con menos % de financiación sobre el importe de la compra. En la actualidad la banca exige a particulares una aportación mínima de entre un 20 y un 40% más gastos, la presión por esta vía también podría verse incrementada.

Finalmente este conjunto de modificaciones son las que marcarán la necesidad de una prolongación de la bajada del precio de los pisos en España, de forma que se termine de pinchar la burbuja inmobiliaria, teniendo que aumentar el número de ventas de viviendas con quitas en la deuda a soportar por los bancos para ayudar a las promotoras inmobiliarias a liquidar su stock de vivienda así como para colocar los pisos que se han adjudicado por ejecuciones a particulares, por compras a promotores y daciones en pago.

Repercusiones para los hipotecados por adquisición de vivienda habitual

En este bloque nos toca informarles de dos grupos de afectados. El primero, y único ciertamente concretado, son los compradores que adquirieron vivienda antes de 2006 y que se benefician de aquellos derechos de deducción más ventajosos.

Quienes compraron su casa antes del 20 de enero de 2006 tenían derecho a una compensación en su declaración de la renta puesto que hasta entonces la deducción consistía en desgravarse un 20% sobre los primeros 4.507,59 euros desembolsados para pagar vivienda habitual y el resto un 15% hasta un tope de 9.016 euros. Esta compensación se suprime para el año impositivo 2012 y siguientes.

Pero también podrían verse perjudicados próximamente todo el colectivo de beneficiarios de la deducción hipotecaria por adquisición vivienda habitual en el IRPF, ya que además se está barajando desde el Gobierno, o desde la Unión Europea como ente supervisor de nuestras cuentas tras el rescate en curso para España y sus bancos, la posibilidad de restringir y suprimir el derecho a deducción a todos los hipotecados beneficiarios en función de un baremo de rentas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario!

Artículos en PORTADA