martes, 31 de agosto de 2010

La CNMV lee la cartilla a 10 cajas de ahorros y 2 bancos por las cuentas presentadas del ejercicio 2009

Compartir
Cuando el subsector de las cajas negociaba a marchas forzadas sus acuerdos de fusión para cumplir el plazo establecido en el FROB, La Caixa, Caja Madrid, Caixa Catalunya y Bancaja, entre las firmas de mayor tamaño, tuvieron que hacer un hueco para responder a las preguntas del supervisor de los mercados que también envió requerimientos similares a las dos cajas intervenidas, Castilla La Mancha y Cajasur, y a otras más pequeñas: Caja Guadalajara, Duero y Galicia y Terrassa.

Banesto y Pastor también han tenido que atender a las interpelaciones de la Comisión. El objetivo del supervisor del mercado es velar por la calidad de la información que las entidades transmiten al mercado, algo que cobra especial relevancia ante las dificultades del entorno que han puesto en situación crítica a varias cajas. La Comisión realiza anualmente este seguimiento sobre todas las sociedades cotizadas o con emisiones en el mercado.

Si las explicaciones de las entidades no son convincentes, la CNMV puede instar a la firma a modificar o ajustar sus balances, como ocurrió en dos ocasiones con la documentación de 2008.

Parte de las inquietudes de la CNMV se han centrado en la valoración que las cajas han realizado en sus cuentas de 2009 de sus inversiones disponibles para la venta. Su trabajo de revisión sigue criterios conservadores, mientras que de la respuesta de las entidades (La Caixa, Caja Madrid y Bancaja) se desprenden interpretaciones diferentes de las distintas regulaciones nacionales e internacionales que tratan esta cuestión. La normativa establece, en opinión de unos, que se produce deterioro en una de estas inversiones cuando se registra un descenso significativo de su valor del (40%) y prolongado (durante 18 meses seguidos).

La CNMV mantienen que no es necesario que se cumplan estas dos condiciones simultáneamente para dar por dañado un activo, ya que, por ejemplo, es suficiente una caída inferior al 40% en un plazo de año y medio. Las entidades afirman que, pese a que se cumplan estas condiciones, es necesario hacer un análisis individualizado para determinar el deterioro real de un activo y, por tanto, ajustar las cuentas a esta situación.

La cartera de inmuebles de las entidades centra también las inquietudes del supervisor. La CNMV pide información detallada a Caixa Catalunya sobre la operación de venta y posterior alquiler de sus oficinas de la red comerciales e inmuebles singulares. La entidad ingresó 137 millones por esta operación en un contrato a 20 años, momento en el que existe una opción de compra para la caja. Durante este periodo, los pagos previstos por arrendamiento son de 118 millones, según la información remitida a la Comisión de Valores.

Entre los bancos, Banesto también ha tenido que dar detalladas explicaciones sobre la valoración de su cartera inmobiliaria. La Comisión ha recomendado al banco algunas modificaciones ya que ha realizado provisiones que no cumplen la normativa, algo que ha sido aceptado por el banco. Pastor también informa a la CNMV sobre la venta de su red y ha recibido indicaciones del supervisor para incluir en sus cuentas anuales información sobre la remuneración en acciones.

La Caixa
La CNMV pide datos a La Caixa para conocer si sus activos disponibles para la venta se han visto deteriorados por la caída de su valor. La caja afirma que no se han depreciado hasta llegar al tope que exige tener que sanear estos activos.

Caja Madrid
Caja Madrid, a requerimiento de la CNMV, comunica que cuenta con activos disponibles para la venta que podrían estar deteriorados por la caída de su valor. Dice que hace un estudio individual de estos activos para determinar su salud.

Caixa Catalunya
Caixa Catalunya responde a una extensa lista de peticiones de información de la Comisión que pide detalles sobre la venta y posterior alquiler de oficinas e inmuebles de la caja. Pregunta también sobre los derivados de la entidad.

Caja Guadalajara
La CNMV pregunta a Caja Guadalajara por qué no ha dotado 10,7 millones por el deterioro de sus préstamos como dice el auditor. Responde que son créditos que se han renegociado y no son morosos por lo que discrepa del auditor.

Caixa Terrasa
El supervisor pide explicaciones a Caixa Terrasa sobre una salvedad de sus cuentas por la reversión de 40 millones en las cuentas de 2009. Este importe fue dotado en 2008 para afrontar la crisis por indicación del Banco de España.

Caixa Galicia
Caixa Galicia y Caja Duero recibieron requerimientos para explicar los posicionamientos de varios de sus consejeros que no firmaron sus cuentas por diversos motivos. La CNMV ha pedido también información a estos consejeros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario!

Artículos en PORTADA